Sin rumbo fijo…

Enfrentados…

Sin mediar palabra alguna

Ni intercambiar pecado

Sin moldearnos

Como maniquíes

Quietos… sin ni siquiera pestañear

Así nos quedamos

 

Duelo a mediodía en de la calle Serrano

 

Dos extraños…

Fijamente escudriñándose

Estudiándose como a bichos raros

Aguantando sus miradas el tiempo necesario

Extrañas miradas… Comportamiento cercano

Absortos… El uno en el otro

 

Dos desconocidos

Acercándonos…

 

Imaginándonos

Pensando… Ideando…

Otro lugar

Otra situación

Otro momento

Un recuerdo

Pasado??….

 

Tanto divagar

En tan poco espacio

En tan corto tiempo

Que nuestros pasos colisionaron

Friccionando nuestros cuerpos

Tambaleándose como muñecos

Cayéndonos…

 

Nos miramos

Embobados y sonrojados

Por semejante aturdimiento

Tanta acera… tanta amplitud de paso

Y tan poca vista… O tan poca intención de movernos

 

Te ayudé como pude con la tromba que estaba cayendo

Nos levantamos a duras penas… Empapados!!

Sonriendo… Riéndonos!!

Dos extraños

Dos locos

Mojados

Empapados

Como dos chiquillos pequeños…

 

Solo nos rozamos

Lo suficiente para volver a mirarnos

Volver a vernos!!

Una mirada

Limpia… Sin intención

Sin coqueteo

Pero suficiente para encender la chispa

La llama

El brasero…

 

Ni palabras

Ni presentaciones

Ni perdones

Solo

Un murmullo

Un susurro

Una mano

Para comprendernos

 

Apresuramos el paso

Recogimos el desmantelamiento

Enfilamos el hotel

Callados… Sin hablar…

En silencio

 

Por qué perder el tiempo??

A partir de ahí…

Pasión

Descontrol

Sexo

Desenfreno

 

Dos cuerpos extraños cubiertos

Desnudos traían recuerdos…

 

La habitación en penumbras

La cama semidesnuda

Olor a deseo en el ambiente

Necesidad de pasión ansiosa por momentos

 

Tu cuerpo desnudo

Frente al mío

Pidiéndome a gritos mudos que hiciera algo

Que no parase quieto

Que habría tiempo suficiente para conocernos…

 

Que no desaprovechara un solo instante…

Era el momento!!

 

Te acariciaba suavemente

Me di cuenta que estaba fallando

Esos no eran tus deseos…

 

Tus ojos me miraron… solo necesité eso!!

Sabía lo que querías

Pasión y Fuego

No lo que rías despacio… lo deseabas rápido

Estabas en celo!!

 

Que deseabas sexo

Puro

Duro

Ser montada y cabalgada

Montarme y cabalgarme

Todo y más deseabas…

Lo necesitabas!!

 

Sexo…

 

Con un extraño

Un desconocido

Sin palabras

Sin compromisos

Sin explicaciones

Desinhibidos!!

 

 

Te cogí la cabeza con una mano, y empecé a comerte los labios, el cuello, de nuevo la boca, hasta que fui bajando, poco a poco hasta llegar a tus senos.

Senos redondos y duros, perfectos. Con unos pezones sonrosados, redondos y enormes, excitantes, perfectos.

Comencé a succionarlos,  poco a poco, deseo a deseo, hasta que no pude más… no pudiste más y devorándolos me volví loco, te volviste loca, de deseo… Los agarré ambos con las yemas de los dedos, apretándolos con fuerza, como exigías hacerlo.

Devorándolos como un animal salvaje en pleno celo… sin piedad, sin escatimar en daños, ni en esfuerzos… era tu deseo.

La presa en manos del depredador, dejándose llevar, dejándose hacer… sumisión!!

 

Estabas en pleno éxtasis, no hablabas, solo gemías, a veces soltabas textos sueltos inconexos que ni entendía, ni comprendía, ni deseaba hacerlo. Palabras sueltas frente a gemidos, alaridos, gritos y deseo perverso.

 

Solo una escuché, o quise escuchar… mássss!!!

 

Dándote media vuelta, comencé devorando tu cuello, bajando por tu espalda, hasta llevar donde me provocaste poniéndote a cuatro patas… como las perras en celo.

Loco de deseo estaba, de celo, que empezaba por un lado, seguía por otro, no paraba… no conseguía centrar mi atención en cada parte de tu cuerpo.

Paré!!… De repente.

Levantándome como pude, completamente mojado y tieso, te observé un solo instante, imaginando qué podía hacer a ese cuerpo, para aliviar tu voraz deseo, tu lujuriosa mirada, tu ardiente pasión… Tu necesidad de sexo??

 

Solo un instante, un fugaz momento me bastó!!

Sabía hacerlo, qué??, cuándo??, cómo??… Lo necesario, lo deseado, solo necesitaba ese momento de pensar, de verte, para comprenderlo…

 

Comencé devorando ferozmente tu espaldas, hasta llegar a tus nalgas. Nalgas redondas y perfectas, como una pera recién cogida, esperando que fuera mordida, con ansia y deseo.

Las abrí de par en par, para dejar paso a mi húmeda lengua, dándola permiso para comenzar el jugueteo… lento, suave, ansioso, perverso!!

Despertando todo lo que llevabas dentro, todo lo que tenías guardado hace demasiado tiempo.

Esperándome, haciendo voto de castidad y silencio…

 

En ese momento, me cogiste la cabeza con tus manos, suaves y sudorosas, temblorosas del éxtasis alcanzado.

Te diste la vuelta y me pediste que te lo hiciera, abriéndome de par en par la puerta de tu entrepierna, me acercaste mi cara a tu bello y jugoso deseo, y me susurraste pidiéndome que hiciera lo que ya debería haber hecho…

Introdujiste mi cabeza entre tus piernas, salvajemente, con tanta fuerza como urgencia, con tanta rabia como necesidad de ser penetrada por mi lujuriosa lengua. Me suplicabas…
Era extraordinario, rasurado, fina y suavemente, totalmente mojado.

En él me entretuve lo que necesitaste, todo el tiempo necesario, para darte lo que me pedías… hasta que llegó el gemido, el grito, el orgasmo.

 

Noté tus espasmos a través de los temblores de tus piernas y lops de mis manos, que sujetaban tus nalgas para que se mantuvieran cerca, para poder manejarte a mi antojo.

 

Yo ya no podía más… estaba a punto de estallar, de explotar, estaba como una moto. O me lo comías y nos follábamos o me hacía la corrida yo solo.

No hizo falta pedírtelo… ya sabías tu sola lo que debías.

No fuiste poco a poco… Estabas tan fuera de ti, todavía, que fue como chupar un polo.

Rápido!! Para no dejar que se derritiera y perdiera líquido alguno fuera de tu ansiosa boca, de tu seca garganta, necesitada de agua, leche o el líquido que fuera…

 

Lo lamiste con lujuria, con ese deseo de no haberlo hecho en años, de haber esperado tu polo todo el verano… Todo en la boca y sin dar tiempo al deshielo, empezaste el movimiento de afuera a adentro, de arriba abajo… hasta que no pude más, hasta que conseguiste sacar todo lo que llevaba dentro.

 

El flujo bajando como una cascada por tu garganta, te debió excitar como a una perra en celo, porque lo siguiente que recuerdo, es verte a horcajadas sobre mi lubricado y sonrojado pene.

No esperaste a darle el descanso merecido, comenzaste a cabalgarlo sin compasión y sin remordimiento!!… Ahora, el sumiso era yo, y tú, la perra que juega con su hueso…

 

Primero a ritmo lento y pausado, cogiendo el ritmo, para ir poco a poco in crescendo. Hasta llegar al clímax final, hasta subir el Everest, hasta…, hasta finalizar esa cabalgada perfecta, esa tan esperada, ese polvo tan deseado y necesitado, buscado durante tanto tiempo…

 

Nos tumbamos en la cama, tomándonos un respiro. Había que coger aire y descansar los sexos maltratados por nuestros vicios.

 

Hubo un tiempo muerto, lo justo, para un cigarro y una copa de vino.

Las necesidad volvía, nos miramos, y volvimos…

 

 

Arriba

Abajo

Por delante

Por atrás

Embestida

Comida

Sexo

Sexo

Sexo…

 

Así pasamos la tarde

La noche

Y la madrugada entera

Sexo

Tiempos muertos

Y duchas de descanso…

 

Probamos todo, hicimos todo lo que conocíamos e imaginábamos.

Fue extraño

Raro…

 

Pura fantasía

Lo que siempre se sueña y nunca pasa

Salvo en sueños que cuando despiertas ni recuerdas

 

Ni un sueño

Ni una fantasía

Y lo recordaré…

 

Nos separamos como nos encontramos

Con una mirada y una sonrisa

 

Ni palabras

Ni beso

Ni despedida

 

Dos extraños…

En la puerta de un hotel

En la calle Serrano

En plena lluvia…

 

 

O.

Sin categoría

lucesysombras View All →

LO QUE VES... NO SIEMPRE ES LO QUE HAY

12 Comments Deja un comentario

  1. Vaya!!! No te guardaste ni un detalle, lujuria, pasión, deseo, llama ardiente, fluidos..todo lo necesario para un buen sexo…

    Aquí no te vamos a sensurar, jajajajja…

    No dejaste nada a la imaginación…erótico total…

    Muy bien!! LyS😉

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: