Su juego (Colaboración en Buenos Relatos)

https://wp.me/p8hbQm-1bu

Para ELLA
… Un desconocido

Ni una sola mirada
Ni un solo saludo
… Nada
No se había percatado de su presencia
… O le ignoraba

Para EL
… Un deseo enfermizo
Entre ceja y ceja la tenía
La veía hasta en sueños
Solo con sentir la reconocería
Estaba enamorado
… O eso creía

Primeros amores
Primeros desengaños
Primeras lecciones

Ahora… Pasado
Para algunos recuerdos
Para otros inexistieron

ELLA… La chica de moda
EL… El patito feo

Acabó el colegio… Acabó el sufrimiento

Siguieron caminos distintos
Tan distinto como ELLOS

La vida había recorrido diez años
Nada había cambiado
ELLA sobresalía en lo suyo
EL apenas existía para el mundo

ELLA… Siempre de moda
EL… Siempre ausente

… Una reunión de antiguos alumnos
Donde solo acuden los colgados y los presuntuosos
Donde uno farda de lo que tiene y otro de lo que tuvo
… Allí se reencontraron

ELLA le saludó…
Un simple hola, un pequeño beso y un hasta luego…
EL boquiabierto… correspondió
Sin entender muy bien que había sucedido
Qué… Por qué lo había hecho??
… Perplejo

Cuanto más tiempo pasaba
ELLA cada vez se fijaba cada vez más en EL
En su aspecto
En esas gafas de culo de vaso
Como si quisiera descifrar lo que había dentro…

Algo la atraía
La curiosidad la excitaba
Sin saber por qué… Le deseaba
Le exigiría que la poseyera… Que la penetrara

No sabía… Si era pena… Morbo
… O que simplemente estaba aburrida
Pero le necesitaba urgentemente entre sus piernas
… Ya lubricaban

Sin saber ni como…
Se encontraban en el aseo de caballeros

ELLA… Contando
EL… Escuchando

Y a partir de ahí comenzó “el juego”

Un juego provocado por ELLA

Como buena anfitriona
ELLA comenzó guiando

Enseñándole su juego
Jugando con EL
Sintiendo ese “no sé qué” que no había sentido hace tiempo

Mientras, EL se dejaba guiar
La dejaba que fuera jugando con su cuerpo
EL la miraba… Contemplaba ese cuerpo
Deseado por todos… Ese que había despertado tantos deseos
Y ahora EL… El “patito feo” … Lo tenía por completo para el
… Solo para EL y sus deseos

Sin más… EL cogió las riendas
La situación le estaba aburriendo
ELLA… Sorprendida se dejó llevar… Morbo y curiosidad

La sorpresa fue mayúscula
EL era un experto
ELLA a su lado parecía una novicia en un convento

EL había tenido tiempo… Diez años completos
Para aprender… pasar de novato a experto
Ahora EL era un maestro

La hizo de todo
Al ritmo perfecto
En cada postura
En cada momento

La llevaba al éxtasis… Paraba… Volvía a empezar de nuevo
Ahora… Jugaban al juego de EL
ELLA… Como una loca… Como una posesa
Suplicaba que no parara… Suplicaba que siguiera
Que no fuera cruel… Que siguiera hasta que se corriera

Controlaba totalmente la situación
Había aprendido a tener ese control

Cuando EL quiso… Como EL quiso
Ella se corrió… Como nunca se había corrido

Salvaje… Descontrolada… Poseída… Exprimida

EL no se corrió… No deseaba… Se controló
ELLA le miraba… Pero no lo veía
No se lo esperaba… No se lo creía

EL era otro al que ELLA no reconocía

ELLA le miró directamente a los ojos, se quedó sorprendida. Notó algo raro, algo que no se esperaba, que nunca la había pasado.
No vio el menor atisbo de placer en su rostro… De satisfacción, placer o deseo… Lo cierto es que no vio nada, solo un rostro muerto.
… Indiferencia

Para ELLA había el mejor polvo de su vida
Para EL… No sabía que había sido
No conseguía sacarle un gesto… Una palabra… ¿¿Algo??
… Solo silencio

EL salió como entró
Sin un hasta luego
Sin un beso
Sin un adiós

ELLA allí se quedó… Exhausta… Perpleja
EL… Mientras salida hizo la llamada prometida… Deseada

Al llevar a su casa vio esa silueta tan familiar y tan amada
Se acercó… Le cogió por detrás… Le embistió

Se quitó todo el dolor que manaba de su interior
Toda su lujuria… Toda su ansia
… Se desfogó como no hizo con su “amada”

Ambos se miraron… Sonrieron
Se fueron directos a la cama
Ahora… No era “el juego”
Ahora… Era “verdadero”
Ahora… Eran ELLOS

O.

Poesía

Anuncios

lucesysombras View All →

LO QUE VES... NO SIEMPRE ES LO QUE HAY

13 Comments Deja un comentario

  1. ¿Se vengó de ella porque en el instituto no le miraba?
    ¿Quiso sentirse el rey y mostrarse muy superior a ella?
    y yo pienso… esa persona tan amada que tenía en casa, no creo que fuera muy amada, cuando amas no necesitas a nadie más, no añoras otro cuerpo que no sea el de ella,
    no mancillas su cuerpo con el olor y los fluidos de otra…

    Le gusta a 2 personas

  2. No importa quien le esperase en casa… lo que hacía es una falta de respeto a su pareja.
    Ya sé, hablamos de un poema y en ellos podemos jugar con los personajes y no tienen porqué ajustarse a los moldes normales…
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: