ESO…

Se fue alejando poco a poco

Sin darme… Sin darnos cuenta

Sin quererlo… Sin planificarlo

Fue cambiando

Pasó de ser sincero

A mentiroso compulsivo

De amante… De amigo

A llevar escrito odio en su mirada

Su rostro se volvió afilado

Las facciones pronunciadas

Podrían clavarse como flechas en las miradas

Las cavidades de sus ojos

Como cuevas donde asomarte a sus entrañas

Era otro

Lo que empezó como un juego

Termino con su cerebro

Se fue comiendo sus neuronas

Se fue comiendo sus sentimientos

Poco a poco fue doblegando su voluntad

Manejándolo a su antojo

Imponiendo su autoridad

Encerrándolo…

No pude… nadie pudo ayudarlo

Se reconvirtió en un anónimo

Fue cambiando de amistades

Buscando nuevos lugares

Perdiéndose…

Solo ESO le manejaba a su antojo

Se convirtió en su aliado

Noche y día… no le dejaba solo

Era su chofer

Su guía

Su apoyo

ESO que le daba… Que le consentía todo

Escaseo su bien más preciado

ESO le convenció para lo otro

Un niño pijo de buen ver

En un barrio del extrarradio

Tuvo un gras existo

Fue todo un taquillazo

 

ESO 1

 

Entrego su cuerpo por ESO

Su alma volaba a CABALLO

Su mente CABALGABA sin destino

Su cuerpo sometido se entrego a todo

No tenia sangre en las venas

Tenía un CABALLO ALADO

Todos querían probarlo

Una perita en dulce

Un cabello de ángel

Un manjar para extraños

Todos deseaban… pagaban por catarlo

Una vez y otra vez

Exprimiéndole su jugo

Robándole su miel

Un hombre blanco entre mohicanos

Su situación comenzó a ser delicada

Su popularidad iba en aumento

Que excusas podría inventarse

Su cuerpo dolorido y mutilado

Pedía calma… Necesitaba descanso

Como para de algo que necesitaba

Con lo que sobrevivía

Dia tras día… Sin pagarlo…

El demandaba… Ellos ofrecían… El pagaba

Plata o cuerpo… Ese era el trato

El solo se había metido en aquel atolladero

ESO le había poseído

Le había llevado

Le había abandonado

Situación complicada

Ideas escasas

Su fuerza al limite

Sin ESO no era nada

… Esperando una señal

… Sobrevivía

… Esperando lo que no llegaba

Recordaba…

Su mirada se entornaba

Aguantaba… No podía llorar

Sería carne de cañón

Su mirada perdida

Sus ojos ojerosos

Su esquelético cuerpo

Sabia… no aguantaría

 

Yo seguía recordando

Esas noches de verano

Ese cuerpo al sol

Esos ojos castaños

Esa mirada suya…

 

Seguía recordando ESO

ESO que se lo había llevado

ESO que me lo había robado

Que poco a poco…

 

Mi rostro bañado por la rabia

Mis ojos enrabietados

La tensión de mi mandíbula

La dureza de mi…

 

… Solo podían llorar

 

 

O.

 

 

 

 

Confesiones Vida

Anuncios

lucesysombras View All →

LO QUE VES... NO SIEMPRE ES LO QUE HAY

9 Comentarios Deja un comentario

  1. Entregó su cuerpo y entregó su alma,
    fue cayendo sin remedio al precipicio,
    con la ilusión de una nueva vida,
    nuevas sensaciones,
    vivir al límite,
    tragar la vida a largas dosis,
    y la vida se leescapaba
    por cientos de agujeros
    que le iban consumiendo
    sin que los que le queríamos
    pudiéramos hacer nada,
    solo rompernos por dentro
    en mil pedazos
    al sentir que le habíamos perdido…
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: