Lugar…

Tanta indiferencia mental
tanta impasibilidad sentimental
en tan escaso espacio de tiempo
incrédulo
acongojado
se enroca el corazón maltrecho.

Será verdad…
Que el final lo tenías preestablecido
estudiado
esquematizado
aprendido al dedillo.

Nada debió permeabilizar tu coraza
ni un escueto suspiro
ni ínfimo gemido.

Quizás retales minúsculos
excesivamente gravosos
para la contrapartida
una ganga para tu retrato
otra muesca para tu contoneo.

Qué elucubrarán
aquel árbol
que bajo su cobijo prometiste
el banco
sobre el que confesaste
y la fuente
frente a la que lágrimas manaste
un cónclave rogarán
para ser avisados de antemano.

Tal vez un día
una sombra conocida se aposente
las ramificaciones goteen estalactitas
las articulaciones exhalen herrumbre
el goteo confuso ni llore.

O.

Poesía

12 Comentarios Deja un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: