Días…

Cómo los amaba…
Gotas escarlatas
ladeando entre piernas
iluminando la opacidad
de gemidos y suspiros
asociados bajo la sábana.

… Días enclaustrados
por la marea nevada.

En soledad los recuerdo
sonrisa titánica
Cómo olvidar…
Tardes oscuras y largas.

Frente al mar
bajo un manto de calma
desubicado mi cerebro
exceso de sosiego
de todo y nada.

Entre lo que se piensa
se desea
se dice o calla
cómputo excesivo de variables
circunstanciales y temporales
debilitando caricias
deshabilitando estancias.

Socavadas las luces
sombras desatadas
renuevan miedos
reviven fantasmas.

Qué sentirán los cuerpos
las almas…
Cómo satisfacer corazones
secar el ocre que manan…

Tormenta inquisidora
asoma por la ventana
la puerta entreabierta
golpea estridente
eco sisado por la gotera
estalactitas retornan
frías e ingratas.

El germen
la fisura
figuras empañadas
el modo
la fuente que mana.

Monotonía rítmica
oleaje cadencioso
óseo húmedo
entretejidas pestañas.

Esos humeantes cuerpos
esos anclajes fundidos
suaves
firmes
por instantes salvajes
atenuando
acentuando
hasta alcanzar el clímax.

Una mano que busca
un vaso a la otra sellado
una cuestión de principios
una crisis errática.

Realidades o sueños
historia o novela
verdades o mentiras
callejero sin páginas
escritos sin sentimientos
letras sin sentido
en el ocaso del día.

O.

Poesía

Luces y Sombras, O. View All →

¿De qué huyes?… Lo que dentro se aloja, contigo viaja.

12 Comentarios Deja un comentario

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: